domingo, 26 - Ene - 2020
Inicio / ¡A PRUEBA! / TEST: CANNONDALE HABIT 5

TEST: CANNONDALE HABIT 5

La firma norteamericana da un cambio de rumbo en el desarrollo de sus monturas de doble suspensión con la nueva Habit, que estrena recorrido, esquema de suspensión y diámetro de rueda.

POR IGNACIO CACHARRÓN / FOTOS TRACK MTB

 

Un cambio de rumbo es lo que Cannondale ha hecho con la nueva Habit. En 2015 la firma norteamericana lanzó esta bicicleta prometiendo diversión y sensaciones polivalentes bajo ruedas de 27,5 pulgadas y suspensiones de 120 mm. El segmento Trail ha cambiado y desde Cannondale han identificado rápidamente esta tendencia para evolucionar hacia experiencias más agresivas.

La nueva Habit se presenta ahora sobre ruedas de mayor diámetro (29” en todas las tallas salvo la XS) mayor recorrido en las suspensiones (130 mm en ambos ejes) y una geometría más lanzada sin perder ese ‘toque’ divertido, por encima de competitivo, que caracterizaba a la anterior versión.

CINEMÁTICA ESPECÍFICA

Desde el lanzamiento la nueva Habit, los fanáticos de la firma de Connecticut identificaron que esta doble suspensión era totalmente diferente tanto a las bicicletas de XC de menor recorrido como a los modelos superiores de All Mountain y Enduro. Y es que esta Habit estrena un nuevo esquema de suspensión de tipo 4-bar con dos bieletas de aluminio en todos los montajes, cuatro puntos de giro y una articulación Horst Link en las vainas. Es un sistema muy similar al de la Specialized Turbo Levo que puedes leer en este mismo número. El motivo por el que se ha realizado este cambio se debe a un profundo estudio llevado a cabo por la marca en el que se ha deducido que diferentes bikers obtenían sensaciones distintas de la misma bicicleta debido a la talla. La tecnología Proportional Response diseña una cinemática específica para cada talla, con un tratamiento único en cada cuadro y un tarado específico de las suspensiones, por ello todos los montajes están equipados con amortiguadores Fox.

No se han abandonado innovaciones propias de Cannondale como el sistema Ai de basculante asimétrico que permite diseñar vainas ultra cortas (435 mm) o el ajuste de Flip Chips para usar indistintamente ruedas de 29” o 27,5 Plus en el mismo cuadro.

 

VERDADERO CARÁCTER

En esta ocasión, en lugar de probar uno de los montajes de alta gama, hemos testado a fondo la Habit 5 que representa el acceso a la familia Habit y arroja un precio excelente para disfrutar de una Trail contrastada cargada de soluciones tecnológicas. El cuadro está fabricado en aluminio SmartForm C1, exclusivo de Cannondale, y recurre a componentes básicos aunque funcionales para obtener un precio final inferior a 2.300 euros.

En las suspensiones encontramos una mezcla entre la horquilla RockShox Sektor y el amortiguador Fox Float Performance DPS Evol. Éste último posee tres posiciones de ajuste del recorrido en función de la irregularidad del terreno. La transmisión recurre al grupo SLX de Shimano, con un cassette SunRace de 11 velocidades. El desarrollo de 11-46 dientes obliga a instalar un plato pequeño, de 30 dientes, para compensar la ausencia de desarrollo en terreno ascendente que, en cambio, implica quedarnos cortos rápidamente cuando afrontamos un descenso que requiere pedaleo. Ojalá más adelante podamos ver en este montaje el nuevo grupo SLX de 12 velocidades y 10-51 dientes recientemente presentado.

La firma nipona también está presente en los frenos, aunque con un grupo un tanto básico como los MT400, con discos de 180 mm en cada rueda. Presenta manetas muy amplias y un tacto poco directo, donde es difícil sentir la mordiente de sus pinzas en terreno técnico. Sí acierta, en cambio, a la hora de montar un poderoso set de cubiertas Maxxis Minion DHF en la delantera y High Roller II en la trasera, con un balón generoso que asciende a 2.5 pulgadas en la rueda delantera. Toda una declaración de intenciones que revela el verdadero carácter agresivo de esta bicicleta.

DIVERTIDA Y EFICAZ

Y es que el problema que sufrió la anterior Habit fue que, con el lanzamiento de la Scalpel SE, de 29” y 120 mm, quedó sepultada por las virtudes de esta XC musculada. Tan solo bastan unos kilómetros en terreno técnico, flow y serpenteante para apreciar las diferencias entre la nueva Habit y la Scalpel SE. Se trata de una Trail de gran capacidad de descenso donde geometría y componentes se unen para proporcionar diversión y maniobrabilidad por encima de aceleración y rendimiento.

La suspensión trasera es progresiva, aunque también muy activa. Es capaz de absorber irregularidades en el firme desde el primer momento y esto nos permite ‘jugar’ con el SAG, escogiendo una configuración seca o más ‘tragona’. Además, sus líneas nos invitan a adentrarnos en senderos rápidos y descensos de vértigo. La dirección se lanza a 66º y la horquilla proyecta un offset de 51 mm, lo que concede gran confianza a la hora de afrontar saltos, cortados o grandes obstáculos. No nos olvidamos del excelente manejo que proporciona contar con una trasera tan compacta. Pocas 29er pueden presumir de dibujar vainas tan cortas en todas las tallas y eso es algo que repercute en la marcha. Trazar entre ‘singletracks’ técnicos es mucho más fácil mientras sentimos el control absoluto de una montura con un centro de gravedad muy bajo. Su altura del eje de pedalier al suelo es de tan solo 339 mm, lo que ha supuesto rozar con las bielas en más de un paso pedregoso.

FAMILIA HABIT

La gama Habit 2019 está compuesta por cinco modelos más uno específico para fisionomía femenina. De ellos, tan solo el Carbon 1, tope de la gama, está compuesto íntegramente en fibra de carbono. Por debajo, dos modelos que mezclan carbono y aluminio en el cuadro y otros dos íntegros en aluminio. El precio de partida lo marca la Habit 5 que llevamos a test, en 2.299 euros, hasta los 6.999 euros de la versión más exclusiva.

EN RESUMEN

La nueva Habit se adapta al Trail de última generación, más radical y agresivo que en su primera versión. Sin embargo, a pesar de las actualizaciones aplicadas en las ruedas, geometría y suspensión, no pierde el carácter ágil y divertido que caracterizó a aquella bicicleta y que sigue presente en esta segunda generación.

 

FICHA TÉCNICA

Precio 2.299 €
Peso 15,40 Kg (talla M sin pedales)
Cuadro Aluminio  SmartForm C1
Horquilla RockShox Sektor RL, 130 mm
Amortiguador Fox Float Performance DPS EVOL, 130 mm
Manillar Cannondale C3 Riser, 6061 Alloy, 780 mm
Potencia Cannondale C3, 3D Forged 6061
Pulsador Shimano SLX, 11-vel
Pedalier Race Face Outboard BB
Bielas Race Face Ride Cinch, 30d
Cambio Shimano SLX GS, 11-vel
Frenos Shimano MT400, 180/180 mm
Cadena KMC X11, 11-speed
Cassete Sunrace, 11-46, 11-vel
Ruedas WTB STX i23 TCS 29
Neumáticos Maxxis Minion DHF 29 x 2.5″ WT del, High Roller II 2.3″ tras
Tija TranzX dropper, 125 mm (M-XL)
Sillín Cannondale Stage 3
Tallas S, M, L, XL
Colores Único
Web cannondale.com/es

 

GEOMETRIA (talla M)                      

Distancia ejes 1.176 mm
Vainas 435 mm
Tubo vertical 440 mm
Tubo horizontal 606 mm
Ángulo sillín 74,5º
Ángulo dirección 66º

 

VALORACIÓN

Diseño 10
Cuadro 8
Componentes 7
Agilidad 9
Ascenso 8
Descenso 8
Pedaleo 7

 

A FAVOR

  • Diseño sobrio y elegante.
  • Buena absorción y fácil de ajustar.
  • Geometría agresiva aunque versátil.
  • Precio muy competitivo.

EN CONTRA

  • Peso elevado.
  • Frenos muy básicos.
  • Desarrollo corto.

 

 

Déjanos tus Comentarios