sábado, 29 - Feb - 2020
Inicio / ¡A PRUEBA! / TEST: CASCO CATLIKE LEAF

TEST: CASCO CATLIKE LEAF

Casco Catlike Leaf.

El Leaf es un casco con diseño MTB 100% que reúne buena parte de las tecnologías de seguridad y diseño de Catlike. Su gran número de aberturas lo hacen ideal para rutas de verano, mientras que la carcasa cubre también la zona occipital del cráneo.  

Uno de los cascos de Mountain Bike habitual en el catálogo de Catlike es el Leaf. La armadura no sólo abarca la parte central y delantera de la cabeza, también la zona occipital o posterior, de acuerdo a la implantación del sistema de seguridad LNP (Low Nape Protection), que pretende armonizar diseño y protección cubriendo todas las zonas sensibles de la cabeza.

Esta carcasa extendida no penaliza en exceso el peso. El Leaf es, en la práctica, un casco ligero, que disimula durante la marcha sus 311 gramos. Está diseñado para ser un ‘todo uso’, en cualquier modalidad, aunque con preferencia para el Trail y largas rutas gracias a su sistema de ventilación total.

Los agujeros, 23 en total y circulares, abarcan toda la superficie del casco, incluida la ampliada a la nuca. El reparto del aire al pedalear es equitativo, aunque algo excesivo en caso de fuerte viento o frío intenso, recomendándose más su uso para primavera o verano. Las almohadillas interiores son gruesas y cómodas, no molestan y su integración con el cabello y cabeza está bastante conseguida.

AJUSTE MICROMÉTRICO Y CON ALAS

Este modelo no destaca especialmente por su línea de accesorios prácticos, contando con los clásicos que poseen la mayoría de cascos de Mountain Bike: una visera ajustable en dos posiciones, adelantada o retrasada, una malla anti insectos en los tres orificios delanteros y bandas reflectantes en la parte trasera.

El dispositivo de ajuste trasero sí que llama más la atención, sobre todo por su comodidad y precisión, ya que se compone de cierre micrométrico de rueda y con unas alas de plástico flexibles adheridas que mejoran el ajuste trasero, además de unas almohadillas que hacen lo propio en los laterales.

Las correas generaron más molestias en el momento de ajustar el casco durante el test. En plena marcha, las pinzas que aflojan o tensan la correa eran complicadas de abrir y se escapaban frecuentemente de las manos, debido a su pequeño tamaño y forma. Asimismo, también se echó de menos la inclusión de alguna almohadilla o refuerzo en el cierre para evitar irritar la piel del cuello. El Catlike Leaf está disponible en nueve colores diferentes y en dos tallas: 54-57 cm y 58-60 cm.

Casco Catlike Leaf azul.

Precio: 84,95 euros.

FICHA TÉCNICA

Ventilación 23 orificios
Ajuste Micrométrico de rueda
Peso 313 g (talla M 54-57 cm)
Tallas M (54-57 cm) y L (58-60 cm)
Precio 84,95 €

VALORACIÓN

Comodidad 3
Peso 3
Rendimiento 4
Calidad/precio 4
Total 4

LO MEJOR

· Protección de la nuca.
· Sistema de ajuste trasero.

LO PEOR

· Ajuste algo complicado de las correas.
· Poco recomendado con frío intenso.

(Puedes leer el test completo sobre el casco en el número 28 de Bikes World).

Déjanos tus Comentarios